Menu
 

El fiscal general de Mississipi (EE.UU) ha pedido a los legisladores de este estado permitir las ejecuciones de los condenados a muerte con un pelotón de fusilamiento y sino es posible por electrocución, ahorcamiento y gas de nitrógeno. Todo esto, aunque parezca una locura, es por la falta de venenos para inyecciones letales.


La falta de fabricantes de veneno para las inyecciones letales estadounidenses y la negativa de suministro por parte de fabricantes europeos, por razones éticas, el estado de Mississipi afronta una crisis: no poder ejecutar, puesto que otros métodos de ajusticiar a los condenados a muerte no están permitidos en dicho estado.

El republicano Andy Gipson, líder de la comisión judicial de la cámara baja de la legislatura, dijo que la medida es una respuesta a una demanda presentada por "radicales izquierdistas y liberales". La medida fue aprobada el miércoles en la cámara baja en medio de críticas y pasará al Senado para más debate.

La inyección letal es el único método de ejecución en Mississippi. El estado ha sido demandado bajo el argumento de que las drogas usadas en ejecuciones violan la prohibición constitucional contra castigos crueles e inusuales. 

Mississippi no ha podido adquirir las drogas que usaba para ejecuciones y la última ejecución en el estado ocurrió en el 2012. El estado tiene 47 reclusos en el pabellón de condenados a muerte, algunos de los cuales han estado durante décadas allí.

Los 33 estados con pena de muerte tienen la inyección letal como método principal, de acuerdo con el Centro de Información de Pena de Muerte. Según esta organización que solamente Oklahoma y Utah tienen fusilamiento como opción. Ocho estados tienen electrocución, cinco tienen cámaras de gas y tres tienen la horca.



Fuente
Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top