Menu
 

500 días después de su lanzamiento , un avión no tripulado impulsado por energía solar sigue girando alrededor del planeta y nadie sabe cuánto tiempo permanecerá en órbita ni qué está haciendo en realidad ahí arriba.

 


El 20 de mayo de 2015, el ejército de Estados Unidos puso en marcha el avión espacial X-37 en la órbita de la Tierra para llevar a cabo su cuarta misión de alto secreto.

¿Está desplegando satélites espía en la atmósfera de la Tierra? ¿Está interfiriendo con las señales de otros satélites? ¿Es parte de la investigación del Pentágono en armamento de aviones no tripulados , o está vigilando la estación espacial de China?

Lo que sí sabemos es que durante estos 500 días en órbita, ha estado llevando a varias cargas. Se transportaron un par de prototipos de dispositivos de propulsión eléctrica de la fuerza aérea y aeroespacial y de defensa de la empresa privada Aerojet Rocketdyne , además de materiales avanzados de la NASA, que tiene como objetivo poner a prueba cómo el entorno espacial afecta a ciertos materiales.

El asunto se volvió sospechoso cuando varios observadores aficionados informaron que el avión espacial siempre vuela sobre la misma región cada cuatro días. 


"En las entrevistas y declaraciones, líderes del Pentágono negaron rotundamente que ningun avión espacial tenía nada que ver con las armas espaciales, aunque admitieron que su objetivo final era ayudar a los combatientes terrestres con una variedad de misiones auxiliares", informó The New York Times en mayo de 2010.

Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top