Menu
 

Creada por empresas transnacionales, "Synthia" puede destruir toda la vida del planeta. Pronto, podríamos enfrentarnos a un desafío similar a la descrita en los libros de ciencia ficción sobre el Apocalipsis.




La primera bacteria "Synthia" sintética, creada para combatir la contaminación por petróleo en el Golfo de México, comenzó a atacar a los animales y a las personas. Ahora este microorganismo peligroso va en el camino hacia Europa.

La historia comienza el 20 de abril de 2010, con una explosión en la plataforma petrolera de British Petroleum. Durante seis meses, trataron de eliminar las consecuencias del accidente en el mar, eran cerca de cinco millones de barriles de petróleo. El petróleo ocupaba una superficie de alrededor de 100.000 kilómetros cuadrados. Como compensación por los daños al medio ambiente, la pérdida de los pescadores y las empresas de viajes, British Petroleum ha pagado por numerosas reclamaciones casi $ 27.000 millones de dólares.

Al parecer, las enormes pérdidas financieras obligaron a la empresa a pensar en medios no tradicionales para luchar contra la contaminación. 




En el Instituto Americano de John Craig Venter 20 científicos encabezados por el premio Nobel Hamiltonâ Smith fueron capaces de obtener el llamado "genoma bacteriano mínimo". 

A diferencia de todos los seres vivos de la Tierra, Mycoplasma Laboratorium (apodado "Synthia") no contiene ADN natural.

En primer lugar, la mancha de petróleo se redujo, pero pronto la bacteria mutó y se trasladó a los organismos vivos. Desde ese momento se comenzaron a detectar casos extraños. En Arkansas la bacteria mató a más de cinco mil aves, luego un banco de peces con más de 100.000 cabezas en la costa del norte de Louisiana. 

128 empleados de British Petroleum, se infectaron con esta bacteria. De acuerdo con algunos informes, se les prohibió buscar ayuda en los hospitales públicos.

Además, la situación ha ido de mal en peor. De acuerdo con los CDC (Centros para el control y prevención de enfermedades de los EE.UU.), en el año 2014 se registraron 97 personas enfermas, 27 de ellas murieron, debido a la bacteria.

Usted puede infectarse de dos maneras: La primera a través de una herida, incluso la más pequeña, la segunda con los mariscos crudos. Una vez que el microbio está en el cuerpo, penetra en la capa entre la piel y los músculos. La bacteria produce una toxina que destruye el tejido vivo.

Los primeros signos de la enfermedad en los seres humanos son: erupciones, ampollas, náuseas y diarrea. La muerte puede ocurrir dentro de dos días después del contacto con las bacterias en el cuerpo.

Las autoridades de los Estados Unidos esconden a la gente la magnitud de la catástrofe. Pero de acuerdo con la Universidad del Distrito de Columbia, alrededor del 40 por ciento de los residentes en las zonas costeras del Golfo de México en los últimos años, han contraído serias enfermedades de la piel y del tracto respiratorio.

Como se indica en los resultados de los estudios de las colonias de bacterias peligrosas ya ha alcanzado la corriente del Golfo y este es el camino que lleva directo a Europa. Y hoy nadie puede garantizar que Synthia no penetrará en el mar Mediterráneo. Debido a que puede viajar incluso en las nubes de lluvia. Y esto aumenta en gran medida la posible propagación geográfica de la epidemia.



Esto significa que en las famosas playas de la Costa Azul en Francia, Cataluña, la Liguria y Grecia con Turquía serán olvidadas. La microscópica bacteria Synthia derrumbaría la industria del turismo en todo el sur de Europa.

Entre las víctimas se encontrarían las ciudades en la costa este de los Estados Unidos, incluyendo Washington, Nueva York, Boston, Miami, Richmond, debido a que la corriente del Golfo fluye cerca de ellas.

La bacteria "Cynthia" se propaga muy rápido, se auto-reproduce en las células infectadas y no responde a los antibióticos. Es un gran peligro para todo el mundo.


Fuente
Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top