Menu
 

Un equipo encuentra evidencias de los efectos causados por dos olas gigantes producidas tras el impacto de un meteorito contra la superficie marciana. Podrían no ser las únicas huellas de este tipo de eventos en el pasado.




Hace unos 3.400 millones de años la superficie del planeta Marte estaba cubierta de un gran océano del que aún se pueden ver algunas marcas, aunque sus límites costeros resultan un poco imprecisos. En este contexto, el impacto de grandes objetos llegados del Sistema Solar pudo causar enormes olas de más de 50 metros que asolaban el terreno tierra adentro. Y el equipo de Alexis Rodriguez ha encontrado sus huellas.




En un trabajo publicado esta semana en Scientific Reports, Rodriguez y sus compañeros anuncian el hallazgo de los restos de dos gigantescos tsunamis que se produjeron en las llanuras del norte de Marte, al noroeste de la región Arabia Terra, y que reconfiguraron la superficie del planeta hasta nuestros días. Mediante imágenes térmicas y geomórficas, además de análisis numéricos, los científicos han documentado la forma en que estas grandes inundaciones cambiaron la superficie marciana.



Los autores creen que estas olas de hasta 50 metros se produjeron probablemente por el impacto de un gran meteorito de los que causaron cráteres de hasta 30 kilómetros de diámetro. En su opinión, no debe ser el único testimonio en el planeta rojo de este tipo de eventos, pues durante las primeras épocas se estima que cayó uno de estos enormes objetos cada tres millones de años. Por eso creen que la exploración de otros terrenos puede mostrar huellas de otros tsunamis marcianos, asociados no solo a impactos sino a corrimientos de tierra o terremotos.



Fuente
Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top