Menu
 

Un guardia de la central nuclear de la ciudad belga de Charleroi fue asesinado dos días después de los atentados de Bruselas, informa el periódico local 'La Dernière Heure' citando a fuentes policiales. La tarjeta de acceso del guardia fue robada.



Un agente de seguridad de la central nuclear de la ciudad belga de Charleroi, fue asesinado el jueves por la noche y su tarjeta de acceso fue robada, informa el periódico local 'La Dernière Heure', citando a una fuente policial. La tarjeta fue desactivada en cuando se supo sobre lo ocurrido.

"Un agente de seguridad, acompañado de su perro, fue asesinado a primera hora de la tarde. Su tarjeta de acceso fue robada", ha comunicado el periódico.

El 24 de marzo, la cadena RTBF informó que las autoridades de la central nuclear de Tihange retiraron las tarjetas de acceso a 11 empleados, lo cual se realizó en varias etapas a lo largo de la última semana, es decir, después del arresto de Salah Abdeslam, uno de los principales autores de los atentados de noviembre pasado en París del 13 de noviembre de 2015 que se llevaron la vida de 130 personas.

Anteriormente, se informó que los terroristas que perpetraron los atentados en Bruselas, matando a 31 personas, primero planeaban atacar plantas nucleares del país. No obstante, cambiaron de objetivo cuando fue arrestado Salah Abdeslam.

'La Dernière Heure' publicó que los hermanos Jalid y Brahim el Bakraoui, los supuestos atacantes suicidas de Bruselas, colocaron una cámara oculta en la parte delantera de la casa de un director del programa de investigación nuclear belga.

RT



Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top