Menu
 

Una refugiada somalí embarazada de ocho meses fue brutalmente atacada a golpes por un grupo de desconocidos en una calle de Brandenburgo, en el este de Alemania, informó la Policía. 





La joven, de 21 años, fue interceptada por  un grupo de personas que comenzó a agredirla en la localidad de Bad Belzig cuando salía de un supermercado. Recibió golpes de puño y patadas y fue hospitalizada, pero no se dio información sobre cuál es su estado de salud y el de su bebé.

Los atacantes, que son intensamente buscados por las fuerzas de seguridad, abordaron a la refugiada en las inmediaciones de un centro de recepción de refugiados, la empujaron hasta dejarla tirada en el piso y una vez allí la patearon y luego huyeron a pie del lugar, aseguraron varios testigos.

Alemania es uno de los destinos preferidos de los cientos de miles de inmigrantes que llegan a Europa por el mar Mediterráneo escapando de guerras en Africa y Oriente Medio. Sólo en octubre pasado, 181.000 refugiados llegaron a Alemania, y el gobierno espera recibir este año a entre 800.0000 y un millón de solicitantes de asilo.

En los últimos meses, los centros de recepción de inmigrantes en el país se han convertido en objetivo de numerosos grupos de ultraderecha y racistas que han realizado acciones que van desde manifestaciones en su contra hasta prender fuego los edificios. El último balance difundido por el Ministerio del Interior, alarmado por el aumento de la violencia contra los solicitantes de asilo, menciona cerca de 700 agresiones vinculadas a estos albergues.

Desde comienzos de año se han registrado alrededor de 60 incendios provocados en este tipo de instalaciones. Uno de los últimos ataques se produjo esta madrugada, cuando varias personas lanzaron un cóctel molotov contra un edificio de viviendas en las que se alojan refugiados en la localidad sajona de Crimmitschau, también en el este del país. La policía detuvo a varias personas de entre 16 y 35 años que, según dijo, se encontraban bajo los efectos del alcohol.

En Berlín, la policía registró asimismo hoy las viviendas de 10 sospechosos de haber difundido en Internet mensajes incitando a la violencia. En la operación no se produjeron detenciones, pero se incautaron celulares, computadoras y otros aparatos, desde los que los sospechosos presuntamente habrían estado lanzando mensajes incendiarios contra los refugiados. 
Link
Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top