Menu
 

Imagina que tuvieras que borrar de Facebook a tus amigos menos solventes porque no ves otro modo posible dev que te concedan la hipoteca de la casa. Claramente no sería algo fácil socialmente, pero es posible que en un futuro se pueda ver. Facebook ha rellenado una solicitud de patente para determinar nuestra solvencia a través de los perfiles de nuestros amigos de Facebook.





Básicamente el funcionamiento sería el siguiente: 

Una persona solicita el préstamo, el sistema examina la puntuación de crédito de los amigos del solicitante. Si la media de la puntuación de crédito de los amigos es inferior a cierto número, la solicitud se deniega, si es igual o superior sigue adelante.

Es decir, la idea es si la solvencia de una persona o “scoring” se puede determinar por el agregado de la solvencia de su círculo social. Lo cual es discutible (como mínimo).


Scoring, tus préstamos los decide un sistema




Todos los bancos modernos utilizan sistemas de “scoring” o puntuación para determinar la solvencia de sus clientes. Este tipo de modos de controlar el riesgo se hace dependiendo de la edad, profesión, lugar de residencia, antecedentes de préstamos, estudios, ingresos, propiedades, gastos, etc.

Muchos de estos datos ya los tiene nuestro banco, que sabe perfectamente cuanto ganamos, si hemos pagado o no bien nuestros anteriores préstamos solicitados y seguramente mucha otra información que o le hemos proporcionado, o que ha podido obtener legalmente de terceros. Estos terceros pueden ser privados, como los registros de morosos o pueden ser públicos, como la Central de Información de Riesgos del Banco de España o CIRBE.

Es decir, basándose en tus datos, un algoritmo puede determinar si somos capaces o no de devolver un préstamo. Por ese motivo algunos clientes de bancos se encuentran con ofertas de su propio banco de préstamos pre-concedidos. El sistema de scoring de los bancos no es sólo pasivo, cuando vamos a pedir prestado, sino que es parte de una política comercial activa por parte de los bancos.


La patente de Facebook




La patente de Facebook se hace en parte como un modo de reducir el SPAM, pero una parte incluye el la mención de ser utilizada para la evaluación de préstamos:

In a fourth embodiment of the invention, the service provider is a lender. When an individual applies for a loan, the lender examines the credit ratings of members of the individual's social network who are connected to the individual through authorized nodes. If the average credit rating of these members is at least a minimum credit score, the lender continues to process the loan application. Otherwise, the loan application is rejected.

Que en traducción libre dice lo siguiente:

En una cuarta encarnación de la invención, el proveedor del servicio es un prestamista. Cuando un individuo solicita un préstamo, el prestamista examina los ratings de crédito de la red social del individuo que está conectado a través de nodos autorizados. Si el rating de crédito medio del individuo es al menos un mínimo, el prestamista continúa con la solicitud del préstamo. De otro modo, la solicitud es rechazada.

El funcionamiento es bastante elegante, ya que requiere poca información nuestra (le basta la lista de amigos). La pregunta que nos queda es si nuestro entorno determina nuestra solvencia. Es poco probable que esto se acabe convirtiendo en el único y menos todavía en el principal modo de determinar nuestra solvencia y credit score, pero es muy posible que las entidades de crédito estuvieran agradecidas de tener un punto adicional con el que mejorar sus algoritmo de scoring.


¿Se nos puede discriminar por nuestros amigos? Podría ser peor




La pregunta no es baladí, porque se podría argumentar que no es lo mismo tener amigos solventes que pagan religiosamente sus deudas (y que por tanto podrían influir en nosotros para que hiciéramos lo mismo) que otros a los que no les parezca importante. También se puede argumentar que si nuestros amigos y familiares están en una posición económica desahogada, estos podrían ayudarnos en caso de necesidad.

Por otro lado, estamos hablando de la** solvencia de personas racionales**, no de la dinámica de los cangrejos en un cubo (impiden que otros cangrejos escapen del mismo, de modo que al no cooperar entre ellos no hace falta mucho para retenerlos y no son capaces de librarse de su destino por culpa de los otros cangrejos).

Esta es una visión determinista que incluso podría ser ilegal, ya que en Estados Unidos existen leyes que impiden discriminar por raza o lugar de residencia a la hora de conceder un crédito. En cierto modo lo que se pretende es que nuestra comunidad o raza no debe de tenerse en cuenta para determinar nuestras solvencias. Aun así, existen bancos que han sido acusados recientemente de no hacerlo en Estados Unidos y en Reino Unido.

Pero la parte de los amigos de Facebook es algo que es más controlable, pero no es lo peor. Existen ya empresas que tienen desarrollada dicha tecnología para las redes sociales. Además, incluso en China la posición política y su alineación con los valores tradicionales del aspirante a prestatario expresada en redes sociales, podría afectar a los indicadores de solvencia. Es decir, que nuestras opiniones políticas y nuestros valores podrían estar determinando si se nos va a prestar dinero para comprar una casa, o no.

Link
Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top