Menu
 

"El presidente Assad y el ISIS deben ser derrotados con una dura fuerza militar", ha declarado el primer ministro en el parlamento británico, en la señal más evidente de que Reino Unido va a intervenir militarmente pronto en Siria. Rusia apoya al régimen de Assad, y podríamos estar a las puertas de un conflicto mundial.




Cameron defendió actuar sin el respaldo parlamentario, afirmando "que el Gobierno ha decidido actuar, ya que existen informes de inteligencia en los que se planean ataques terroristas en Gran Bretaña".

Pero una intervención militar más amplia en Siria necesitaría la aprobación de los diputados. Los planes para bombardear al régimen del presidente Assad en 2013 fueron rechazados por los Comunes, pero los ministros del gobierno británico creen que ha llegado el momento de que el Parlamento autorice los ataques aéreos en Siria.

Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top