Menu
 

El secretario general del organismo, Ban Ki-moon declaró en una reciente entrevista que "actualmente, el mundo vive la crisis más aguda en las relaciones internacionales de la historia de la ONU".




Ban señaló que la crisis se enmarca en el contexto de varios conflictos regionales, el extremismo, el terrorismo, la pobreza y varias epidemias. El secretario general lamentó que aún no haya unidad sobre la solución a estos problemas incluso entre los miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU. A la vez, señaló que en cuanto haya solidaridad y entendimiento de estos problemas se podrán definir las vías para resolverlos.

Respecto a la situación en Siria en particular, el futuro del presidente Bashar Asad, destacó que lo deben decidir los propios sirios. Agregó que se trata de un "principio base de la democracia y de la Carta Magna de la ONU". "Todas las cuestiones políticas y de organización deben solucionarse de acuerdo a la voluntad del pueblo expresada libremente", insistió.



"Cuando uno no tiene nada, se reconoce en la corriente terrorista", insistió.




Según Ban, los líderes de Estado deben aprender a gobernar con participación de todas las capas sociales. El secretario general atribuyó el auge del extremismo y el terrorismo al que se enfrenta Siria a los errores de las autoridades, la corrupción, la injusticia, la desigualdad y la pobreza.

Por lo tanto, afirmó, "los líderes mundiales deben prestar atención a las necesidades de sus ciudadanos".

Ban indicó que abordará la cuestión siria con los ministros de Exteriores de los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad. También espera encontrar apoyo para su iniciativa de crear un grupo de investigación sobre el uso de agentes químicos en Siria.

Sputnik
Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top