Menu
 

Un programa secreto británico almacena los hábitos de navegación de cada usuario visible en Internet. Miles de millones de registros digitales ordinarios sobre las actividades de la gente online son almacenados cada día. Entre ellos, hay detalles que catalogan las visitas a páginas porno, redes sociales, páginas de noticias, buscadores, chats, foros y blogs.







La operación de vigilancia de masas, cuyo nombre en código es KARMA POLICE, fue lanzada por espías británicos hace unos siete años sin ningún debate público o escrutinio. Era sólo parte de un entramado de espionaje mundial de Internet construido por la agencia de espionaje electrónico del Reino Unido, el GCHQ.

Las revelaciones sobre el alcance de la supervisión de la agencia británica figuran en los documentos obtenidos gracias a la interceptación de archivos de la Agencia de Seguridad Nacional estadounidense por Edward Snowden. 


El sistema construye perfiles que muestran el historial de navegación web de las personas, análisis de las comunicaciones de mensajería instantánea, correos electrónicos, llamadas de Skype, mensajes de texto, ubicaciones de teléfonos celulares e interacciones de medios sociales. Programas separados fueron creados para vigilar a "sospechosos" en búsquedas de Google y Google Maps.



Radio radicalización




El poder de KARMA POLICE se puso de manifiesto en 2009, cuando el GCHQ lanzó una operación de alto secreto para recolectar información de inteligencia sobre personas que utilizan Internet para escuchar programas de radio.

La agencia utilizó una muestra de casi 7 millones de registros de metadatos en un período de tres meses para observar los hábitos de escucha de más de 200.000 personas a través de 185 países, incluidos EE.UU., Reino Unido, Irlanda, Canadá, México, España, Países Bajos, Francia y Alemania.



El Agujero Negro




El sistema utiliza los historiales de navegación web utilizando "sondas" que aprovechan los cables de fibra óptica internacionales de tráfico de Internet de todo el mundo.

El enorme volumen de datos recogidos desemboca directamente en un repositorio masivo llamado Agujero Negro, que está en el núcleo de las operaciones de espionaje en línea de la agencia, antes de que sean objeto de análisis.

El Agujero negro contiene datos de personas indiscriminadamente. Entre agosto de 2007 y marzo de 2009, el Agujero Negro almacenó más de 1,1 billones de "eventos"  - un término que la agencia utiliza para referirse a los registros de metadatos  - con cerca de 10 mil millones de nuevas entradas añaden cada día.


Sede de la GCHQ

Cuando las ventas de smartphones entraron en auge, el uso de Internet de las personas fue en constante aumento. A la par, los espías británicos estaban trabajando frenéticamente para reforzar sus capacidades de espionaje, con planes en marcha para ampliar el tamaño del Agujero Negro y otros repositorios para manejar una avalancha de nuevos datos.

Para el año 2010, fueron interceptados 30 millones de registros de metadatos al día. Para el año 2012, había aumentado a 50 mil millones por día, y en ese momento estaba en marcha el plan para duplicar la capacidad con 100 millones de dólares de inversión. Se estaba creando lo que dijo que sería, en 2013, el motor de vigilancia "más grande del mundo para ejecutar operaciones cibernéticas y acceder a mejores datos más valiosos.

Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top