Menu
 




Georgia Littlewood es el nombre de la chica que murió a causa de una sobredosis de paracetamol. La trágica historia comenzó el 28 de marzo de este año, cuando Georgia sintió un fuerte dolor estomacal en el salón de belleza donde trabajaba. 




Durante el día sintió una mejoria y no fue hasta el anochecer, cuando después de tomar un poco de batido y pizza, el dolor regresó y esta vez mucho más intenso.

Georgia acudió a casa de su madre y de ahí fue trasladada a un hospital en Leeds, una ciudad al norte de Inglaterra.

El diagnóstico apuntó a que sufría un daño hepático, y su nombre fue colocado en la lista de espera para un transplante de hígado. El estado de esta chica de tan sólo 17 años se deterioró rápidamente, y falleció al día siguiente por la mañana.

Todo indica que la causa de muerte fue por una sobredosis de paracetamol que la chica había ingerido, según su propio testimonio, accidentalmente. Su cuerpo se encontraba con más de tres veces de la cantidad recomendada de este medicamento, aunque no se sabe con certeza qué cantidad de pastillas ingirió.

De acuerdo a las declaraciones de sus familiares, se descartó la posibilidad de que fuera un intento de suicidio, ya que Georgia vivía contenta y tenía planes de un próximo viaje que la tenía muy emocionada.

“El paracetamol es un medicamento que puede ser adquirido fácilmente en las farmacias, pero puede ser extremadamente peligroso si no se utiliza correctamente. Las dosis que vienen especificadas son por una razón. Si no se utiliza de manera correcta, puede haber trágicas consecuencias, ya que el cuerpo es incapaz de tolerar una sobredosis de este medicamento”, declaró el médico forense.

Es importante consultar siempre a un doctor antes de automedicarse, ya que las consecuencias pueden ser, como en este caso, fatales.

Link
Reacciones:

Publicar un comentario

 
Top